Consejos para rediseñar tu estrategia en medio de la pandemia

La pandemia mundial generada por el COVID19, ha provocado el confinamiento de 1 de cada 3 personas del planeta durante varias semanas. Una vez terminado este período, empezará el tiempo del regreso paulatino de las actividades (incluyendo la turística), aunque sin exactitudes de tiempos, y dependiendo de cada país.

Viajar se convirtió en una necesidad social que enriquece culturalmente, un hábito social que nos realiza y eleva como personas y abre nuestra mente. E incluso el COVID19 no va a cambiar esta necesidad de las personas, aunque si llevará a tener más prevención y cuidados en ciertos aspectos (sanitarios y de distanciamiento en hoteles o seguros de viaje imprescindibles, por citar algunos ejemplos), que antes no se tenían en cuenta.

Viajar, cuando todo vuelva a la normalidad se va a convertir en un tesoro preciado para cualquier persona que valore la libertad, aunque para ello será necesario que transcurran unos meses, un tiempo que el sector lejos de verlo como una amenaza debe contemplarlo como una oportunidad para rediseñar su estrategia, revisar procesos, dedicar tiempo a la formación y elaborar un plan de acción adecuado a la nueva situación.

Afilar el hacha en tiempos de pandemia - Agencias de Viajes - SIGMMA.net El sector turístico debe de mirar hacia adelante con optimismo y aprovechar este tiempo para “afilar el hacha”, como aquella frase de Abraham Lincoln: “Dame 6 horas para cortar el árbol, y pasaré las primeras 4 horas afilando el hacha

 

¿Qué hacer mientras llega la recuperación?

Hoy estamos seguros de 2 cosas:

1. Poco a poco todo volverá a la normalidad

2. Muchas empresas se quedarán en el camino: sólo las mejores y más preparadas sobrevivirán.

Basándonos en estas dos certezas, exponemos unos sencillos consejos para rediseñar la estrategia de tu agencia de viajes:

1. Analizar el estado del producto/servicio turístico que ofreces: ¿cuáles son los puntos débiles y cómo puedo optimizarlos? ¿cuáles son las fortalezas que debo potenciar?

2. Establecer objetivos: los cuáles, acordes a los recursos disponibles, siempre deben ser SMART:

a. Específicos (QUÉ)
b. Medibles (CUÁNTO)
c. Alcanzables (CÓMO)
d. Realistas (CON QUÉ)
e. Tiempo (CUÁNDO)

3. Redefinir el “Buyer persona”: es decir, trabajar aquel tipo de cliente “ideal” al que te quieres dirigir y seducir, analizando su forma de ser, su estilo de vida, como compra, lo que le gusta y desagrada, y así adaptar la estrategia orientándola hacia él.

4. Revisar y rediseñar los procesos: Financieros, Operativos, Comerciales y Administrativos que tenga la agencia. Aunque parezca que están bien, seguramente todos son susceptibles de mejora.

Customer Journey Agencias de Viajes - SIGMMA.net5. Diseñar el “Customer Journey”: o el “viaje” que el cliente hace desde que toma conciencia de que necesita de un producto o servicio turístico hasta que ha hecho uso del mismo, a través de lo brindado por tu agencia. Te sorprenderás de la cantidad de veces que tiene que interactuar, y cómo se pueden mejorar todos los puntos de contacto que se tiene con él.

6. Tener indicadores númericos: o KPI (Key Perfomance Indicators), que te permitan analizar y valorar las acciones que realizas. Hay que tener presente un eje esencial: lo que no se puede medir, no se puede mejorar. Y lo que no se puede mejorar, debe ser descartado. En este punto, es fundamental tener todo sistematizado, preferentemente mediante un sistema de gestión o software turístico que permita medir resultados y tener indicadores en tiempo real.

7. Tener un plan de Comunicación & Marketing: partiendo de la premisa de que lo que no se conoce no se compra, hay que centrarse en realizar acciones fáciles que te acerquen a tus objetivos publicitarios, de posicionamiento y sobre todo de ventas, que aporten un retorno de la inversión de tiempo y dinero que hagas. No hay que realizar planes de marketing complejos ni demasiado grandilocuentes, hay que pensar en cosas simples que tendrán impacto en nuestros clientes y, cuando se obtengan los resultados esperados, recién avanzar a la siguiente etapa evolutiva del plan. El plan trata de “que voy a hacer para alcanzar mi objetivo, como lo voy a hacer, cuanto me va a costar, como lo voy a medir y cuál va a ser el resultado que voy a obtener”.

8. Afilar el hacha: no dejes que la incertidumbre te paralice, recuerda que pronto todo volverá a la normalidad y el cliente elegirá solo a los mejores, a los que aporten valor, se hayan diferenciado y posicionado, a los que hayan “afilado el hacha”.

Es hora de Innovar de hacer las cosas de una manera diferente aportando valor para el cliente y beneficio económico para la empresa, tiempos de poner en práctica una frase de Einstein:

Imaginación en tiempos de crisis - Agencias de viajes y turismo - SIGMMA.net